Google+ Taller de Escritura Creativa de Sevilla: ¿Por qué no preguntarse 100 porqués?, Marisol Herrera

¿Por qué no preguntarse 100 porqués?, Marisol Herrera

¿Por qué siempre hay un por qué detrás de todos los por qué?
¿Por qué no podemos imaginar ningún color que no hayamos visto?
¿Por qué no podemos recordar voluntariamente algo que no nos sea recordado por la memoria?
¿Por qué no podemos ir a la caza de algún recuerdo nuevo?
¿Por qué nos vienen recuerdos de manera insistente?
¿Por qué no podemos dejar la mente en silencio cuando queremos?
¿Por qué no podemos traducir el pensamiento como si fuese translúcido?
¿Por qué a veces no sabemos lo que queremos decir hasta que lo decimos?
¿Por qué no aprendemos  a veces aun sabiendo los por qué?
¿Por qué a veces somos más felices sin saber los por qué?
¿Por qué a veces somos más felices sabiendo los por qué?
¿Por qué me gusta el amarillo?
¿Por qué nos da miedo el otro?
¿Por qué es placentero conocer las intenciones secretas?
¿Por qué a veces me gustaría ser invisible?
¿Por qué no podemos imaginarnos (representarnos) el infinito?
¿Por qué la realidad a veces parece un sueño y un sueño la realidad?
¿Por qué un olor duele tanto en la memoria?
¿Por qué en verano se renuevan y reviven todos los veranos?
¿Por qué no somos capaces de inventar un sistema de convivencia mejor?
¿Por qué es la imagen en movimiento tan hipnótica?
¿Por qué nos malinterpretamos?
¿Por qué nos dañan las palabras?
¿Por qué es una pregunta sin respuesta?
¿Por qué la lucidez y por qué la confusión?
¿Por qué los niños preguntan de todo los por qué y de adultos se nos agotan?
¿Por qué a veces vivo en los libros?
¿Por qué nace una emoción?
¿Por qué nos conmueve la música?
¿Por qué no podemos viajar en el tiempo?
¿Por qué el tiempo se espacia en la mente en un instante de plenitud?
¿Por qué cabe un mundo en una materia que apenas podemos ver?
¿Por qué inventamos la medida del tiempo?
¿Por qué es curiosidad o por qué es un lamento?
¿Por qué a mí?
¿Por qué a él?
¿Por qué no hay respuestas para esos porqués?
¿Por qué somos Yo si podríamos ser cualquiera?
¿Por qué ponemos nombres a todas las cosas?
¿Por qué hay cosas para las que no hay nombre?
¿Por qué a veces media un abismo entre lo que se quiere decir y lo que se dice?
¿Por qué no sabemos lo que ocurre a veces en nuestro propio pensamiento?
¿Por qué se decide el cerebro a hacer un movimiento tan rápidamente que no sabemos por qué lo hace?
¿Por qué hacemos cálculos sobre un universo que ya no existe tal como lo percibimos?
¿Por qué nos engañan las estrellas?
¿Por qué creemos que el resto del universo sigue existiendo si lo que vemos ya se ha extinguido o modificado?
¿Por qué el cielo chorrea tiempo falso de estrellas?
¿Por qué el pasado, el presente y el futuro son a veces indistinguibles?
¿Por qué siempre escribo a veces?
¿Por qué sólo entendemos que hemos entendido cuando hay dificultad para entender?
¿Por qué no triunfó el surrealismo?
¿Por qué nace una idea?
¿Por qué esa idea y no otra nos empuja a escribir?
¿Por qué prefiero los cómo a los por qué?
¿Por qué sentimos fascinación por alguien?
¿Por qué hay personajes literarios con los que convivimos como si fuesen personas?
¿Por qué nos tenemos que recordar de vez en cuando que estamos vivos para creérnoslo?
¿Por qué a veces todo ocurre a una velocidad que desafía a los relojes?
¿Por qué separamos en categorías lo íntimamente mezclado?
¿Por qué volvemos a mezclar lo que hemos separado en categorías?
¿Por qué somos tan pendulares?
¿Por qué dudamos tanto?
¿Por qué nos reconocemos en la duda?
¿Por qué a aprender le llamamos equivocarse?
¿Por qué a experimentar una y otra vez le llamamos error?
¿Por qué está tan mal visto el error?
¿Por qué no luchamos más por ser menos sumisos, más libres, menos condicionados por las convenciones que no hemos convenido?
¿Por qué cuando actuamos contra el miedo, a veces el miedo no era nada?
¿Por qué me gustan las sorpresas?
¿Por qué prefiero la creencia en el azar que en el destino?
¿Por qué creo en un ser humano múltiple, indefinido, que existe en el cambio?
¿Por qué cuando estoy a solas reconozco una voz como sólo mía, íntima y firmemente arraigada en mí como mis propias células?
¿Por qué si sentimos dolor no podemos sentir como nuestro el dolor ajeno?
¿Por qué deseamos?
¿Por qué actuamos a veces bajo el imperio de la necesidad y otras cuando es innecesario?
¿Por qué nos llamamos animales racionales cuando no buscamos soluciones orientadas por la razón para no desaparecer como especie?
¿Por qué endiosamos la razón o la sinrazón?
¿Por qué creemos que razonamos cuando sólo opinamos?
¿Por qué no aprendemos el procedimiento de pensar y sólo coleccionamos lo ya pensado?
¿Por qué es tan difícil seguir el camino que sigue una idea desde que nace hasta que muere o se expresa?
¿Por qué tenemos que vigilarnos tan de cerca para no convertirnos en lo que no queremos ser?
¿Por qué existen sentimientos que nos destruyen?
¿Por qué me reconforta leer sobre las contradicciones humanas?
¿Por qué somos contradictorios?
¿Por qué la poesía me acerca más a la existencia?
¿Por qué a veces manejamos peor las situaciones cotidianas que las situaciones límite?
¿Por qué me hago todas estas preguntas en plural cuando soy yo, una sola persona, la que se las hace?
¿Por qué necesitamos símbolos?
¿Por qué nadie llega a entender cómo funciona la Bolsa?
¿Por qué el azar es como una norma de la vida?
¿Por qué creemos que lo que le pasa al otro no nos tocará a nosotros?
¿Por qué todavía no hemos reconocido otra mutación genética en ninguna especie?
¿Por qué nos hemos dejado moldear por un electrodoméstico televisivo?
¿Por qué la televisión atrae tanto nuestra atención?
¿Por qué vivimos con tantas rutinas cuando la vida es algo prodigioso?
¿Por qué son tan morbosos los telediarios?
¿Por qué nos seguimos considerando animales racionales?
¿Por qué necesito a veces la soledad y otras veces huyo de ella?
¿Por qué resurgimos de alguna manera a la adversidad hasta el momento final de nuestras vidas?
¿Por qué Israel Pintor nos ha sugerido hacernos estas cien preguntas?
"Una sombra sin dueño" (Raul Nieto Guridi - guridi.blogspot.com)